Facebook en números
Finanzas

Facebook en números

Quince años de datos privados y ganancias millonarias

Era de esperarse que con la invención del Internet la dinámica mundial de comunicación cambiara; esto ha implicado que a partir de 1990, año en que se creó el primer servidor web, la forma de comercializar, publicitar y de consumir, hayan sufrido una interesante evolución de la que hemos sido espectadores.

Sin embargo y a pesar de la revolución que se gestaba, era necesaria una manera de centralizar la información y hacerla aún más manejable; gigantes como Google, que aparece en 1998, Facebook y YouTube que aparecen en 2004 y 2005, respectivamente, ajustaban dinámicas de búsqueda y de participación activa; este último rasgo democrático es ya uno de los más importantes en cuanto a la fabricación de contenido.

Facebook por su parte ha ofrecido una manera concentrada de socializar debido a su gran popularidad, y con ello se ha hecho de un lugar reconocible en la actividad del mundo globalizado; cuenta ya con 15 años desde su aparición y crece constantemente.

REESCRIBIR LA PUBLICIDAD

Desde las cifras, la red social pasa de verse como un sitio de mero entretenimiento para arrojar ganancias enormes e interactuar con la dinámica del comercio mundial de una manera que no se había visto antes; su existencia permite el desarrollo de una impresionante y compleja red que cada vez va admitiendo más consumidores y que además maneja sus datos para hacerles llegar lo que más puede interesarles.

Sin importar la diferencia de intereses, la publicidad de Facebook se destina de manera un tanto más directa que en otros medios, ya que es segmentada en edades, sexo, nivel de estudios, trabajo e incluso pasatiempos; llegando a un sector específico, sus contenidos estarán allí para que el consumidor tenga presente la marca a la que clickeó “me gusta” y sus productos, todo de manera constante.

Foto: Reuters

En 2003, Mark Zuckerberg, entonces estudiante de la universidad de Harvard, creó un programa llamado “Facemash”, cuyo propósito era elegir una persona atractiva entre dos fotos; a partir de esta idea creó Facebook a principios del año 2004, que mantenía en contacto a los estudiantes de su universidad, y poco a poco se fue propagando entre usuarios de otras escuelas, comenzando su popularidad. En 2006 se abrió al público y fue creciendo poco a poco hasta lo que es actualmente.

Facebook es desde hace tiempo la red social con mayor confluencia y la segunda página de Internet más visitada. El 6 de enero de 2006 se abrió paso a una cifra histórica alcanzando los mil 100 millones de usuarios; desde ese momento, quien deseara llegar a más gente debía tener en cuenta que las reglas se estaban reescribiendo y que un medio principal se avenía con grandes y nuevas posibilidades; llegó el momento de que muchas empresas se adaptaran mudando parte de sus actividades a la red.

A partir del año 2016, el número de empleados de tiempo completo en Facebook alcanzó los 17 mil y ganó muchos aspirantes debido a los beneficios que ofrece, desde seguro dental hasta las meriendas gratuitas y gimnasio. La compañía comenzó trabajando en oficinas centrales en California, pero se ha instalado también en otras ciudades de Estados Unidos como Atlanta y Nueva York, y sus oficinas internacionales incluyen locaciones en Berlín, San Paulo, Tel Aviv, Kuala Lumpur, Melbourne y Vancouver.

La plataforma se ha adaptado a lo largo del tiempo y brinda cada vez más opciones; se sirve de una herramienta de chat y ofrece reacciones para destacar emociones surgidas de las publicaciones. Ha sabido adaptarse a la llegada de otras redes sociales como Twitter e Instagram, comprando la segunda por mil millones de dólares en el 2012, aumentando la base de usuarios en ambas plataformas.

WhatsApp pretende desarrollar un sistema de transferencia monetaria en su plataforma. Foto: 123rf

Sumada a esta controversia, en 2014 llegó la compra de la aplicación de comunicación instantánea WhatsApp por 22 mil millones de dólares, lo cual nos hace pensar en qué tanto se podrían beneficiar tanto los colaboradores de la empresa como el mismo Mark Zuckerberg, ya que la facultad de utilizar la información privada es un valor que su empresa no ha dejado pasar.

De esta manera, la manipulación de datos es algo que la empresa no ha subestimado y es lo que finalmente la hace funcionar; la publicidad y la manera de hacerla llegar implican la mejor lograda estrategia y la mayor ganancia que obtiene la red social. Tan sólo entre julio y septiembre de 2016, según hizo público Facebook, obtuvieron 6 mil 800 millones de dólares, siendo que sus ganancias totales en esos tres meses fueron mayores a los 7 mil millones de dólares.

CONTROVERSIA

Cada usuario deposita voluntariamente su información en cualquier plataforma, y por supuesto no se comparte de manera pública a menos que así se desee; la red social posee una opción para compartir únicamente con amigos, mismos que son elegidos por la persona.

Facebook fue “obligado” a ser transparente después del escándalo de Cambridge Analytica, donde se pidió que se hablara claramente de lo que ocurre con los datos de 50 millones de usuarios, que presuntamente fueron utilizados por el equipo de Donald Trump durante su campaña electoral. Al respecto, Zuckerberg llegó a declarar que cada persona es libre de borrar su información o brindar solamente la que le parezca necesaria, sin embargo, su rol en la elección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos, sigue por definirse.

Foto: Archivo Siglo Nuevo

Lo cierto es que la relación de Facebook con sus usuarios brinda beneficios que posiblemente hagan que este gran número de personas, habiendo o no leído las implicaciones, se quede. El interés en la red social va desde el entretenimiento hasta el hecho de que la mayor parte de los contactos que tiene estarán allí, de manera más fácil. La misma popularidad del medio atrae a más usuarios que tienen el deseo de no quedar fuera de esta dinámica. Así, se ha establecido un intercambio activo de información mutua.

Para hacerse una idea de la capacidad de difusión que logra Facebook, podemos tomar en cuenta que cerca de la cuarta parte de la población mundial tiene un usuario que además alimenta su perfil regularmente. Si bien en 2012 la red había superado el billón de usuarios siendo que ninguna plataforma de este tipo lo había logrado antes, ahora la cifra ha aumentado; alrededor de cien mil solicitudes de amistad y cuatro millones de “me gusta” fueron hechos cada minuto en 2017. Según la web Statista, Facebook ha adquirido en 2018 una ganancia de 55 mil 834 millones de dólares.

La manera de participar en esta dinámica de constante crecimiento, es tal vez utilizar a favor este manejo tan eficiente de información para desarrollar proyectos y empresas que sin ella tal vez avanzarían más lento en cuestión de difusión. En la red social se encuentran un gran número de páginas denominadas “fan page” que permiten una mayor presencia; el 42% de los comerciantes (según la red State of Inbound Marketing) reportan que su presencia en Facebook ha sido crucial para el desarrollo de sus negocios. La economía local también se ha visto beneficiada, pues según lo reportado por la propia empresa, se han creado 16 millones de páginas de negocios locales a partir de mayo del 2013 y cada año la cifra va en incremento.

Sin duda, Facebook es una parte ya difícil de revocar de la vida económica. Debido a que actualmente el número de empresas que se publicitan allí es mayor que en cualquier otro medio y esta tendencia es marcada, la red nos lanza a un lugar donde la competencia es a nivel mundial y por lo tanto de mayor dificultad; el contenido tiene que destacar para robar la atención del usuario, y contarle lo que necesita en poco tiempo.

Comentarios